Liga Profesional

Daniela Cortés volvió a hablar de Sebastián Villa y lo destrozó: "Se emborrachaba y se volvía más agresivo"

La ex pareja del futbolista de Boca acusado de violencia de género contó nuevos detalles de la relación que tenían

Daniela Cortes contó nuevos detalles de su complicada relación con Sebastián Villa.(Fotobaires)

Daniela Cortes contó nuevos detalles de su complicada relación con Sebastián Villa. | Fotobaires

La actualidad de Sebastián Villa es cada vez más complicada en medio de la denuncia que realizó su ex pareja, Daniela Cortés, ante la Justicia por violencia de género.

Cortés presentó las pruebas en una causa abierta contra el futbolista de Boca pero además mostró las mismas fotos, videos y chats en los medios y hoy redobló la apuesta contando nuevos detalles de su acusación.

Antes tenía problemas con el alcohol pero sólo cuando le daban descanso. Tomaba en los descansos, después de los partidos. Se emborrachaba. Y obviamente con el alcohol se volvía más agresivo.

Por ejemplo, reveló que "en el encierro Sebastián tomaba mucho alcohol". Además, agregó que estos problemas venían de antes aunque empeoraron con la cuarentena obligatoria: "antes tenía problemas con el alcohol pero sólo cuando le daban descanso. Tomaba en los descansos, después de los partidos. Se emborrachaba. Y obviamente con el alcohol se volvía más agresivo".

Cortes aclaró que las actitudes violentas de Villa comenzaron "acá en Buenos Aires, porque cuando estábamos allá, en Ibagué, era una persona muy tranquila. Acá comenzaron los celos, comenzaron las agresiones, los insultos" y hasta agregó que fue agresivo enfrente de su hija.

La ex pareja explicó también que "las agresiones comenzaron con insultos, con celos. Eso trajo ciertas diferencias, no violencia, pero sí desacuerdos que luego se convirtieron en agresiones. Él pensaba que tenía que estar de acuerdo en todo, entonces cuando yo pensaba diferente se enojaba y ahí venía el insulto o el empujón".

En diálogo con Los Ángeles de la Mañana, Cortés avisó también que "el 27 de abril me amenazó de muerte, por eso fue que tuve que denunciarlo. Amenazó contra mi vida y contra la vida de mi familia. Amenazaba con hacerle algo a ellos, con mandarles sicarios a la casa, y obviamente yo no iba a permitir eso".

También explicó que el jugador no se rodeaba de las mejores compañías: "Él tiene amistades que no son muy buenas. Mantiene un círculo en Medellín y tiene contacto con sicarios. Sabía que tenía amistades de ese tipo y yo le decía que eso no estaba bien pero nunca hacía caso".

Para cerrar, contó además que a Villa "lo quería mucho y pensaba que podía cambiar, por eso le di miles de oportunidades. Cuando nos peleábamos, Sebastián me decía que me necesitaba, que la casa estaba vacía sin mí, que se sentía solo, que no era feliz, que ya había cambiado, que se había aferrado mucho a Dios".

Comentarios