Liga Profesional

Banfield intensifica trabajos a pesar del aislamiento

Rutinas intensas, WhatsApp, planes de alimentación por parte de los nutricionistas, rutinas a cargo de los kinesiólogos, entrenamientos en conjunto mediante una aplicación y horarios matutinos. El día a día del Taladro

Avatar del

Por Juan Pablo Vila

El cuerpo técnico encabezado por Julio Falcioni pasó de afrontar con el plantel trabajos de mantenimiento físico a rutinas más intensas. Debido a la extensión de la cuarentena el objetivo es mantener la mejor forma de los jugadores.

Gustavo Otero, PF de Banfield, es quien día a día envía los programas de trabajo a los jugadores por WhatsApp: “Este alargamiento de la cuarentena nos hizo profundizar más la intensidad de los entrenamientos, ya no es lo mismo pensar en 14 que en 30 días de receso, por lo tanto se planteó una exigencia mayor. De hecho las devoluciones de las percepciones de esfuerzo que los jugadores realizan diariamente del trabajo realizado han aumentado notoriamente, eso habla muy bien de la intensidad que le están imprimiendo”.

A los trabajos físicos se suman también planes de alimentación por parte de los nutricionistas y rutinas a cargo de los kinesiólogos, éstos últimos apuntando a la recuperación de los jugadores lesionados. Para Otero trabajar de esta manera remota no es nuevo, “porque la utilizamos en períodos de receso para entregar los planes de trabajo, ya sea de manera escrita o por medio de edición de videos y de ejercicios”.

En esta segunda parte del aislamiento social obligatorio los jugadores del Taladro se comunican mediante una aplicación para realizar entrenamientos conjuntos y en el horario habitual de las prácticas matutinas. “Tanto el Profe Walter Occhiato como yo, comandamos desde nuestros dispositivos móviles los entrenamiento y podemos de esa manera agrandar el espectro visual mirando como realizaban las actividades. No abordar de esta manera este proceso sería un suicidio profesional. Estás limitado dentro de tu casa y si eso se transforma en una abulia y en un parate total las consecuencias físicas serían atroces, porque en un mes se produciría un descenso notable de las cualidades físicas en porcentajes variables pero altísimos”, concluye Otero.

En cuanto al compromiso y colaboración ante la pandemia, las autoridades de Banfield pusieron las instalaciones a disposición de las autoridades provinciales y municipales. Mientras, un grupo de socios propone un voluntariado para colaborar en el acompañamiento y logística de socios que se encuentren dentro de la población de riesgo. Mediante las redes sociales organizan compras en supermercados, farmacias y acompañamiento telefónico.

Comentarios