Opinión

Los 400 partidos de Ángel David Comizzo

El 3 de marzo del 2004, el arquero llegó a los 400 encuentros atajados en Argentina, defendiendo el arco de Atlético Rafaela justo frente a River, el equipo con el que había obtenido cuatro títulos

Por Federico Del Río

Ángel David Comizzo(La Página Millonaria)

Ángel David Comizzo | La Página Millonaria

Ángel David Comizzo fue uno de los arqueros que dejó su marca en el fútbol argentino. Entre fines de los 80 y principios de los 90 se consolidó con un estilo propio, el de jugar mucho con los pies en tiempos que no era tan habitual para el puesto. Fue una de las apuestas de César Luis Menotti cuando dirigió a River y terminó ganándose el cariño de los hinchas millonarios porque él era uno más y porque sabía declarar muy bien cuando tenía los micrófonos delante suyo. Pasó también por México, Colombia, Banfield, regresó a Núñez y estaba en Atlético Rafaela transitando su última etapa cuando alcanzó los 400 partidos jugados en Argentina.

Fue el 3 de marzo del 2004, cuando la Crema recibió justamente a River por la tercera fecha del Torneo Clausura. El Flaco tenía 41 años y alcanzó esa cifra redonda tras 75 encuentros en Talleres, 208 en River, 98 en Banfield y 19 en Rafaela, donde se retiraría al final de ese Torneo Clausura. ¿Cómo le fue? En cuanto a resultado, fue derrota para su equipo. En cuanto a lo personal, se llevó el cariño de varios ex compañeros y una gran ovación de los hinchas de River que estaban en la tribuna visitante. 

El característico “Comiiiiizzo, Comiiiiizzo”, se hizo sentir cuando el arquero nacido en Reconquista, Santa Fe, se acercó al arco que da a la popular visitante. Antes se había abrazado con Ricardo Rojas (uno de sus grandes amigos en su última etapa en Núñez) en el sorteo de capitanes y saludado con Germán Lux, Nelson Cuevas, Maxi López, entre otros con los que había compartido plantel. Después, durante el juego, le tapó un mano a mano a Pipino Cuevas, pero no pudo hacer nada en los goles de Maxi López y Daniel Ludueña que le dieron el triunfo al equipo de Astrada por 2-1.

Comizzo fue campeón con River en el Torneo 89/90 y en el Apertura 91 de la mano de Daniel Passarella. Sus otros los dos títulos los consiguió en la que fue su tercera etapa en el club: primero dio la vuelta olímpica del Clausura 2002 cuando Ramón Díaz era el técnico y luego del Clausura 2003, ya con Manuel Pellegrini en el banco de suplentes. Su relación con el entrenador chileno no fue la mejor y ése fue el detonante que determinó su salida de Núñez. El exilio fue en Rafaela, donde colgó los guantes a los 42 años.

Actualmente es uno de los tantos técnicos que están buscando club. Después de debutar en Talleres, el mismo equipo adonde inició su carrera como futbolista, construyó toda su carrera en el exterior. Dirigió al Querétaro y al Morelia de México, y a Universitario y Universidad César Vallejo de Perú. En México, ganó la Supercopa 13/14 con el Morelia y en Perú, llevó a Universitario a ganar la liga del 2013. Fue justamente su último club, hasta fines del año pasado, cuando la directiva decidió no renovarle el contrato tras no poder llegar a la semifinal del campeonato local.

  • Ángel David Comizzo
  • River
Comentarios