Opinión

La historia detrás de la llegada de Sergio Romero a Venezia FC

Desde 2007 que Sergio Romero no tiene continuidad a nivel clubes; un camino inverso vivió en la selección, donde fue titular durante 9 años; conocé el sexto equipo en la carrera de ‘Chiquito’, su dueño y con quién peleará el puesto

 - Sascha Steinbach / POOL (EFE, EPA POOL)
- Sascha Steinbach / POOL (EFE, EPA POOL)

Por Martín Castilla

Sergio Romero debutó en 2007 en la primera de Racing (1-1 ante Chicago un 11 de febrero) y jugó cinco partidos. Recibió ocho goles y nunca perdió. Venía de jugar el Sudamericano Sub 20 en Paraguay, clasificar a los Juegos Olímpicos y, como postre, saldría campeón mundial de la categoría en Canadá. ¿Qué pasó después? Fue vendido en un millón y medio de euros a AZ Alkmaar, de Holanda, donde salió campeón en su primer año y llegó a mantener la valla invicta por 957 minutos. Esa fue su última temporada regular, pues desde entonces siempre tuvo un rol secundario en todos los clubes en los que estuvo, pero con la curiosidad de no perder la titularidad en el seleccionado hasta quedar marginado de la lista de Rusia 2018.

El arquero de 1.94 de altura nacido en Bernardo de Irigoyen, Misiones, fue oficializado como nuevo refuerzo del club Venezia FC, de la Serie A del fútbol italiano. Después de varios años sin continuidad en AZ Alkmaar, Sampdoria, Mónaco y Manchester United, Romero tiene una nueva chance en el conjunto veneciano, cuyo dueño y director es el ex futbolista colombiano Iván Córdoba.

Según lo anunciado, Romero firmó contrato con Venezia FC hasta el final de la temporada 2021/2022. Lo hará en un club cuyo estadio, Pier Luigi Penzo, tiene capacidad para 7389 espectadores. Fundado en 1907 en una Trattoria de la ciudad, tuvo una historia pendular. Con ascensos, descensos, quiebras y desafiliaciones. Después de ser reaceptado en la cuarta categoría del fútbol italiano en 2015, emprendió un camino ascendente que derivó en el regreso a la máxima categoría después de 19 años al vencer en la final a Citadella en mayo pasado. Los festejos por los canales y en la Piazza San Marco, con los jugadores paseados en lanchas, se convirtieron en momentos inolvidables para la ciudad.

Si se trata de reparar en el punto que Romero, a nivel clubes, nunca encontró una respuesta firme y duradera, no se va a apuntar mal lo que representa este desafío en Venezia FC. Tras dejar Inglaterra en junio pasado y entrenar en soledad en Buenos Aires, llega a un club que tiene 5 puntos en siete jornadas del Calcio y cuyo arquero titular es el finlandés Niki Mäenpää, de 36 años, mientras que su primera alternativa es el juvenil italiano Filippo Neri, de 18. Con 34 años, ‘Chiquito’ será dirigido por Paolo Zanetti. El ex arquero de Racing y del seleccionado argentino no ataja oficialmente desde el 10 agosto de 2020, cuando con la camiseta del Manchester United estuvo ante Copenhague, de Dinamarca, en la fase de grupos de la Europa Liga.

Aunque en la selección mantuvo el puesto durante 9 años, Romero jamás ocultó que los días en los clubes no fueron sencillos en su vida profesional. Siempre mantuvo la calma y no se desesperó por los comentarios que generaba su situación. Se apoyó en su familia –su mujer Eliana Guercio y sus hijas Jazmín, Chloé y Meghan-, en sus compañeros del seleccionado y en los técnicos que lo respaldaron. “Yo quería ser el arquero de la selección por muchos años y lo cumplí”, siempre cuenta este arquero nacido en Misiones y criado en Chubut, donde lo llamaban “Checho” y de pequeño dudaba entre ser arquero o jugar de N° 9, o entre ser futbolista o basquetbolista.

Lo más Visto