Internacional

Ilaix Moriba, el nuevo talento que admira a Riquelme y el Barcelona tiene colgado

A los 18 años, el nacido en Guinea todavía no extendió el contrato que vence en 2022. Lo separaron del plantel principal del Barça y tampoco juega en los amistosos con el filial. Su jugador favorito es Román.  
 

Por Enrique Gastañaga

Ilaix Moriba festejó su primer y único gol con el equipo principal del Barcelona abrazado por el mejor jugador del mundo, por Lionel Messi. ¿Seguirá en el club?

Ilaix Moriba festejó su primer y único gol con el equipo principal del Barcelona abrazado por el mejor jugador del mundo, por Lionel Messi. ¿Seguirá en el club?

El Barcelona espera cerrar y oficializar cuanto antes la renovación de Lionel Messi para que sea la voz este fin de semana en el Trofeo Joan Gamper, ese momento que suele representar el lanzamiento de cada nueva temporada. ¿El acuerdo se anunciará este mismo jueves?

El Barcelona también pone a punto a Sergio Agüero, el amigo de Leo que incorporó con la esperanza de que actúe como un anzuelo más para la continuidad del fenómeno y también con la ilusión de que recupere su mejor versión después de un año en el Manchester City marcado por lesiones y con mínima acción. Las redes oficiales blaugranas muestran al Kun una y otra vez en cada sesión de entrenamiento.

El Barcelona avanza en distintas direcciones para cerrar la conformación del plantel de Ronald Koeman. Sin embargo, existe una situación en la que no logra dar un paso adelante. Se trata de la negociación para extenderle el contrato a uno de sus nuevos talentos, a Ilaix Moriba, el nacido hace 18 años en Conakry, la capital de Guinea.

En abril de 2019, el Barcelona le firmó a Ilaix un contrato hasta junio de 2022 con números impactantes para un joven por ese entonces de 16 años que aún no había debutado: 2 millones de euros anuales y una cláusula de rescisión de 100 millones. A un año de la expiración del vínculo, las conversaciones apuntan a prorrogarlo. Sin embargo, el arreglo parece lejano. No hay caso. Las charlas se trabaron de tal modo que el club sin dudar a su crack precoz colgó.

Juega el Barcelona principal un amistoso contra el Salzburgo y en el grupo no aparece Ilaix. Como no renovó, no lo incluyeron en el viaje con Memphis Depay, Piqué y compañía... Lo separaron del grupo de élite y lo mandaron a entrenarse con el Barça B. 

En ese otro contexto, también le hacen sentir el rigor a Ilaix. Juega la filial del Barcelona su tercer partido preparatorio de pretemporada contra el Olot y tampoco Ilaix se encuentra en cancha. Sentado en una silla, mira desde afuera junto al grupo de suplentes, pero como está castigado él no ingresa en ningún momento…

El presidente Joan Laporta no anduvo con vueltas en las últimas horas al expresarse sobre el conflicto con el futbolista formado en La Masia: “No queremos jugadores que han crecido en la casa, que les quedan un año y no quieren renovar. No lo vamos a permitir. Si Ilaix no quiere renovar con nuestras condiciones, tendrá que buscar otras opciones. El Barça está por encima de todo y no entendemos que no valore lo que el club ha hecho por él. Me gustaría que recapaciten Ilaix y su entorno y que lleguemos a un acuerdo. Mientras tanto, no podemos permitir promocionarlo en su última temporada en el club y que luego se vaya sin que el Barcelona saque provecho. No lo aceptaremos con ningún jugador”. Más elocuente, imposible.

Ilaix suma 18 partidos en la primera del Barcelona, pero con pocos minutos (672) y con un golazo marcado al Osasuna, a partir de un zurdazo desde afuera del área tras recibir un pase de Messi. Era una pieza de recambio en el medio que Koeman consideraba más que mucho. Es un futbolista con una inmensa proyección. Por algo hoy la evolución del conflicto es seguida con atención máxima por el Chelsea y por el Manchester City.

¿Hasta dónde el jugador es inflexible apuntando a quedar libre dentro de un año y embolsar una fortuna no sólo por su contrato sino también por su ficha? ¿Hasta dónde el Barcelona tensa la situación para ponerlo en vidriera, para venderlo y para ingresar una montaña de euros que aliviaría su economía saneada?

Son preguntas difíciles de responder acerca de este mediocampista ofensivo elegante, de 1.85 de estatura y que muchos comparan con Paul Pogba. Aunque seguro el paralelo con el francés no le disgusta, cuando le preguntan qué futbolista del Barcelona era su preferido en la niñez, Ilaix Moriba no elige ni a Xavi ni a Iniesta. Se lo preguntaron hace unos días en una entrevista realizada para las redes del Barcelona y él respondió con el apellido del máximo ídolo de Boca. Aunque sólo lo observó en videos con la camiseta blaugrana, el nuevo talento que el Barça tiene colgado contestó rápido y sin dudar: “Riquelme”.

Comentarios