Internacional

Djokovic: "Me opongo a la vacunación y no quisiera ser obligado por alguien a vacunarme para poder viajar"

El actual número 1 del mundo sorprendió a todos al afirmar sentirse preocupado por la posibilidad de tener que vacunarse obligatoriamente contra el virus

Novak Djokovic(EFE)

Novak Djokovic | EFE

El serbio Novak Djokovic, actual número uno del ranking mundial de la ATP, dejó una declaración muy polémica durante un Facebook Live en el que se refirió a la situación de la temporada de tenis, detenida completamente el 16 de marzo pasado a partir de la expansión de la pandemia del coronavirus. La idea de las entidades que rigen el deporte es que la actividad se reinicie a partir de junio próximo, y para eso, afirmó Djokovic en la transmisión, haría falta que exista una vacuna contra el COVID-19.

Aunque no existe aún una cura para el virus, y es muy poco claro si esto ocurrirá, el serbio se animó a plantear un escenario en el que la actividad resuma su funcionamiento antes de fin de año y aventuró que para que eso pueda darse será necesario que todos los involucrados estén libres de la posibilidad de contagiar. Ante esa situación, afirmó, la única forma de garantizarse un retorno seguro es que la vacunación sea masiva y obligatoria en el circuito, algo a lo que Djokovic, además, se opone

“Hipotéticamente, si la temporada volviera en julio, agosto o septiembre, aunque poco probable, entiendo que vacunarse va a ser un requerimiento ni bien salgamos de la cuarentena, y aún no existe una vacuna”, teorizó Djokovic. “En lo personal, me opongo a la vacunación y no quisiera ser obligado por alguien a vacunarme para poder viajar”, continuó. “¿Qué pasa si se vuelve obligatorio vacunarse? Me forzarían a tomar una decisión, tengo una opinión formada y no sé si debo cambiar eso para seguir jugando”.

El tenista serbio había comenzado la temporada 2020 en gran nivel, obteniendo 18 victorias de forma consecutiva hasta el parate obligatorio de la actividad el 16 de marzo. Sus triunfos en este periodo habían incluido el trofeo de campeón en la primera edición de la ATP Cup en la que representó a su país, ganándole la final a Rafael Nadal, su octavo título en el Abierto de Australia, donde derrotó a Dominic Thiem en el partido definitorio, y la victoria ante Stefanos Tsitsipas en el ATP 500 de Dubai.

Ahora, ante la incertidumbre respecto del regreso a la actividad, Djokovic se concentró en realizar acciones filantrópicas para ayudar a la lucha contra el coronavirus. Recientemente fue una de las caras de la iniciativa benéfica All In de la ATP, y a fines de marzo donó un millón de euros para ayudar a la compra de respiradores y material médico en Serbia, dinero que hizo llegar a través de su fundación, que comenzó a ofrecer además contenidos de aprendizaje a distancia para niños en edad preescolar.

Comentarios