Internacional

Coronavirus: El dueño de los New York Knicks, el empresario James Dolan, se recuperó de la enfermedad

Tras habérsele diagnosticado positivo de COVID-19 el pasado 28 de marzo, el empresario James Dolan volvió a realizarse el test y su resultado fue negativo

Con Nueva York como uno de los epicentros de la expansión de la pandemia en Estados Unidos, muchos de sus residentes fueron diagnosticados como positivos del virus COVID-19. En la actualidad, más de 138 mil casos se encuentran activos, y han ocurrido casi 10 mil muertes en la Gran Manzana. La NBA aportó a la estadística con jugadores como Kevin Durant, de los Brooklyn Nets, y también con el dueño de una de sus franquicias emblema, James Dolan de los New York Knicks, que fue testeado el pasado 28 de marzo.

Dolan, de 64 años, se había realizado un control a fines de mes. Allí se descubrió que había contraído el virus pese a que, según se explicó en un comunicado, exhibía “ningún o casi ningún síntoma” y, de hecho, había decidido auto aislarse desde que se decretara el cierre de todas las actividades relacionadas con la NBA el 13 de marzo. Además de su posición en los Knicks, es presidente de la corporación dueña del Madison Square Garden y controla otros dos equipos: las Liberty (WNBA) y los Rangers (NHL).

Desde esta posición, Dolan había decidido iniciar un fondo solidario para ayudar a los empleados del tradicional estadio deportivo y de espectáculos neoyorquino en épocas en las que debió cerrar obligatoriamente por la expansión de la pandemia. El propio empresario donó un millón de dólares de su bolsillo, con la compañía MSG acercando otro millón y los ejecutivos que trabajan en el Garden reuniendo 300 mil dólares. Además, Dolan le garantizó sus sueldos a los trabajadores hasta el 31 de mayo próximo.

Tras superar su diagnóstico, el empresario decidió tomar otra determinación que refuerza su intención de ayudar a superar la situación: recuperado de coronavirus, donará su plasma para que se le realicen estudios complementarios que puedan usarse en quienes se contagien de la enfermedad. Dolan se registró como dador voluntario para los hospitales de New York y ya le donó su plasma a instituciones como el Langone Health de la Universidad de New York y el Centro Médico de la Universidad de Duke.

El ejecutivo, cuya gestión a cargo de los Knicks ha sido muy criticada por las pésimas campañas deportivas y los constantes malos fichajes, es sin embargo un personaje tradicional de New York. Su familia fundó una de las prestadoras de TV por cable más populares del estado en los ’70, y él mismo fue su CEO hasta su venta en 2016. Desde 1999 controla los designios de una de las franquicias más populares del deporte mundial, y habitualmente se lo puede ver en los partidos que el equipo juega en el Garden.

Comentarios